LAS TÉCNICAS PROYECTIVAS

LAS TÉCNICAS PROYECTIVAS

¿Qué son las Técnicas Proyectivas? Son técnicas de recogida de información cualitativa, no estructurada e indirecta, que nacieron con el modelo psicodinámico (teoría psicoanalítica) ya en la década de los 50.

¿Qué objetivo buscan las Técnicas Proyectivas? Inicialmente, desde el psicoanálisis, buscaban el explorar el inconsciente del sujeto, no obstante, poco a poco las fueron aplicando también otras corrientes psicológicas, como la Gestalt o la Cognitiva, teniendo como objetivo el proyectar y sacar hacia fuera las motivaciones, creencias, actitudes o sentimientos ocultos, profundos y a menudo subconscientes y, en definitiva, penetrar en la personalidad del individuo como un todo.

El desarrollo desde finales de los 70 de la perspectiva cognitiva para el empleo y análisis de las técnicas proyectivas entiende la proyección como la manifestación de conductas encubiertas del paciente, en relación con estímulos pictóricos que le son relevantes. A partir de estos supuestos las técnicas proyectivas son entendidas como tareas facilitadoras de aspectos de la conducta difícilmente accesibles por métodos directos.

¿Qué características definen a las Técnicas Proyectivas?

  • No buscan evaluar una característica puntual, sino a la persona como algo global.
  • Toda respuesta es significativa y válida. Los datos que arrojan son complejos y están interconectados, no pueden evaluarse de manera tradicional (psicométrica).
  • La codificación e interpretación se logran de manera global, no puntuando cada respuesta, es importante la relación entre los resultados.
  • El sujeto, al no conocer la relación entre sus respuestas y su mundo interno de forma, es difícil que falsee sus respuestas, de ahí que estas técnicas se consideran un tipo de procedimientos encubiertos de evaluación.
  • El análisis de las respuestas es cualitativo y global. Los elementos aislados sólo tienen validez cuando se integran en el conjunto.

¿Existen diferentes tipos de Técnicas Proyectivas? Si, de hecho, hay catalogados seis tipos de técnicas proyectivas diferentes: las expresivas o gráficas, las constructivas, las estructurales, las temáticas, las asociativas y las de juegos o dramatización.

Técnicas expresivas en niños

¿Qué fiabilidad y validez tienen las Técnicas Proyectivas? Cada instrumento proyectivo posee características y problemas propios es por ello que la fiabilidad y validez no puede ser extrapolada de unos instrumentos a otros, ni tampoco más allá de las condiciones experimentales en las que fueron obtenidos. La validez y fiabilidad de estas técnicas depende de un uso contextual adecuado, en el que se utilicen combinadas toda clase de evidencias.

¿Cómo se utilizan en terapia? En la práctica de la psicoterapia, las técnicas proyectivas pueden utilizarse, además de como métodos de evaluación de gran valor complementario, tal como ya se comentó más arriba, como potentes “disparadores” que nos permiten remover y sacar a la superficie aquellas emociones, sentimientos o afectos algo más reprimidos o bloqueados, consciente o inconscientemente, y sobre los que se podría trabajar a lo largo de la terapia pero ya de una forma más consciente para el cliente.

No cabe duda que son excelentes técnicas que, combinadas con otro tipo de herramientas y actividades terapéuticas, permiten además promover un entorno distendido y de confianza con el terapeuta, pues casi a modo de juego ayudan a romper con la linealidad de las sesiones, incorporando actividades de mayor dinamismo, espontaneidad y diversión que permitirán descargar posibles tensiones y bloqueos, a la vez que beneficiarán la alianza con el terapeuta, al permitir compartir espacios de mayor distensión y complicidad entre ambas partes.

¿Se utilizan las Técnicas Proyectivas con niños? No sólo se utilizan mucho tanto en el ámbito clínico como en el forense, sino que son de un valor fundamental para evaluar y tratar los trastornos en la infancia.

A la hora de trabajar con los niños, estas técnicas cobran una importancia vital, especialmente las técnicas expresivas, pues es a través del dibujo que los niños se comunican y transmiten sus emociones, sus inquietudes y sus miedos. El dibujo, para el niño, es clave para su desarrollo y equilibrio emocional. En el mundo imaginario en el que el niño se refugia, un trazo puede ser la representación de un personaje, una situación o una emoción, según sus sentimientos, deseos y necesidades. El dibujo no sólo es una vía de expresión de sus conflictos y emociones, sino también una manera de intentar elaborarlos y solucionarlos. De esta forma, para el psicólogo esta información es de enorme valor diagnóstico, pronóstico y terapéutico.

Test de la Familia

Los estudios sobre dibujo infantil muestran la capacidad que tienen los niños para transmitir sus actitudes hacia sí mismos y hacia su entorno, independientemente de la edad, aunque variarán en sus capacidades y destrezas para representarlas.

En definitiva, las Técnicas Proyectivas son de un valor fundamental, principalmente para los ámbitos clínico y forense, tornándose claves para la evaluación de aspectos ocultos y de difícil acceso, especialmente en la población infantil. Asimismo, es preciso insistir en la necesidad de combinar estas técnicas con otras herramientas psicométricas más estructuradas y baremadas, pues de esta forma garantizaremos una evaluación y diagnóstico con mayores cotas de fiabilidad, validez y, en definitiva, más rigurosos y de calidad.

Patricia Díaz (Psicoterapeuta individual y familiar – Psicóloga Forense)

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>
*
*